Organización

Celebra una boda romántica

love romanticism

Si de pequeña te encantaban los cuentos de hadas y soñabas con ser una princesa, debes saber que nunca es tarde para cumplir este sueño.

Y es que el día de tu boda puede ser el momento perfecto para celebrar un enlace lleno de romanticismo tan solo comparable con las historias de princesas más bellas del mundo.

Para ello, deberás empezar por la elección de los colores que invadirán el lugar donde tenga lugar el banquete. En este sentido, nosotras te proponemos que elijas el rosa claro como la tonalidad predominante, la cual quedará fantástica si la combinas con tonos blancos o marfiles.

No obstante, esto no significa que el rosa tenga que acaparar todo el protagonismo, ya que, si lo utilizas en exceso, parecerá que en lugar de estar contrayendo matrimonio tú misma lo está haciendo Barbie. ¡Ante todo discreción!

Así que, para no pasarte con el rosa, una buena opción es que solo lo incluyas en algunos detalles, como el pastel, el traje de las damas de honor o las cintas de las sillas.

De este modo, el blanco o el marfil se convertirán en los colores predominantes, ya que podrás incluirlos en los manteles, los asientos y los centros de mesa, entre otros lugares.

Para acabar, dale un aire sofisticado a tu boda romántica incluyendo algunos pequeños detalles en dorado, una tonalidad que puede estar presente en los candelabros o en la vajilla sobre la que se colocarán los alimentos.

Con estos pequeños trucos conseguirás que tu boda sea muy romántica combinado estos bellos colores. ¡Y no olvides no excederte con el rosa o el ambiente quedará demasiado recargado!