Consejos

Cómo lucir más joven en tu boda

Si estas a punto de contraer matrimonio y tienes alrededor de veinte años, este post no es para ti; pero si ya has superado los treinta te aconsejo que leas esto que he escrito para ti. Una vez superado los treinta años las fiestas y el agotamiento suelen marcar una huella en nuestro rostro; si a eso le sumamos el estrés de los preparativos creeme que te verás fatal la noche de tu boda. A menos que tomes en cuenta determinadas estrategias que hoy te compartiremos.

Además de las ya probadísimas ayudas que nos brindan un buen trabajo de peluquería, un maquillaje adecuado, un vestido que nos ayude a resaltar la figura y la ayuda de algunas personas en la organización; hay otras cosas que dependen solo de ti, y es de esas justamente de las que hablaremos a continuación.

1- Sonreír:
para esto es fundamental pensar en positivo, relajarte y disfrutar de este momento tan esperado.

2- Peluquería:
deja que el estilista sea quien te aconseje y hazle caso, nadie mejor que él sabrá que es lo mejor y lo que más te beneficiará de acuerdo a la forma de tu rostro, tus facciones y tu cabello.

3- Spa:
si puedes tómate un día antes de la boda y vete a un buen spa donde te hagan la manicura y la pedicura en medio de un ambiente de relax.

4- Dormir:
bien y mucho, descansar es fundamental para lucir más joven y bella en tu boda, si te está costando hacerlo toma un té de valeriana antes de acostarte y lee un buen libro hasta que el sueño llegue a ti.

5- Dieta:
unos kilos menos siempre nos harán lucir mejor, pero nada de dietas milagrosas y sin control; consulta a un especialista y sigue sus consejos. Come más frutas y verduras esto ayudará mucho a tu piel y a tu cuerpo en general.

6- Dientes: como tu sonrisa debe ser la más bella de la noche, no estará de más una visita al dentista para realizar una limpieza de tus dientes.

7- Postura: una espalda recta y un buen andar hacen que te veas más joven e incluso más delgada. Ejercítate para tonificar tu espalda, una buena opción es la natación.

Luego de todos estos consejos puedes enfrentar la noche de tu boda con absoluta tranquilidad y dedicarte a disfrutar de ese bello momento.