Tradiciones

Las arras, un símbolo de amor

0 d2VkZGluZyBjb3VwbGUuanBn

Ver cómo los novios se intercambian las arras durante la celebración de la boda es algo muy común en muchos enlaces tanto religiosos como civiles.

Y es que estas peculiares monedas tienen tras de sí una bella tradición que nos demuestra que, en el mundo de los casamientos, nada es fruto de la casualidad.

Pero, ¿de dónde viene esta bonita costumbre? Pues nada más y nada menos que de los ritos católicos que se celebraban siglos atrás y en los que el novio le permitía a la futura esposa compartir sus riquezas a través de la entrega de las arras, las cuales no eran devueltas por la novia.

Hoy en día, en cambio, el hombre le entrega estas monedas a la mujer pronunciando unas palabras y luego ella se las devuelve a él diciendo lo mismo.

En cuanto a las características de las arras, estas están compuestas por un total de 13 monedas, una cifra que, pese a las supersticiones, en este caso simboliza la buena suerte, aunque su procedencia es de origen dudoso pese a que todo apunta a que la hemos heredado de la época de Jesucristo.

Con respecto al material del que están fabricadas las arras, cabe destacar que estas pueden ser tanto de oro como de plata. Eso sí, todas tienen que ser del mismo material.

Finalmente, cabe decir que estas monedas tan simbólicas suelen ser entregadas a los novios por parte de los pajes o del padrino de la boda y se suelen presentar colocadas sobre un cojín o una bonita cesta.