Protocolo

Conocer el protocolo de la ceremonia religiosa

Cuando decidimos realizar nuestra ceremonia de bodas por la Iglesia rara vez sabemos bien cuáles son aquellas costumbres protocolares que debemos seguir. Por lo general al escoger el sitio donde celebraremos nuestra boda hay personas especialmente preparadas para darnos las indicaciones y coordinar alguna reunión especial para enseñarnos los puntos claves de este protocolo, por ejemplo: la entrada de los novios, sus ubicaciones, la música, y varios detalles más.

Es muy posible que a muchas parejas esto del protocolo les resulte innecesario, pero créeme que todo se verá mucho mejor y fluirá naturalmente si se preparan en todos los aspectos de este tipo de ceremonias.

Veamos pues una pequeña lista de cosas a tener en cuenta:

– Antes de la llegada: la novia
esperará en su casa la llegada del padrino que será con quien llegue a la Iglesia, generalmente se trata del padre de la novia y por este motivo no deberá esperarlo sino que saldrán juntos hacia la Iglesia. Cada uno de los contrayentes sale de su propia casa, con la compañía de sus familiares. El novio también saldrá con la madrina de la boda, en este caso por lo general es su madre.

– Llegada a la Iglesia:
el novio y la madrina son los primeros en llegar, deben recibir a los invitados en la puerta de la Iglesia, para luego entrar todos juntos a esperar la llegada de la novia. El novio debe pararse a la derecha del altar. La novia llega unos minutos más tarde acompañada por su padrino, entrando con el sonido de la marcha nupcial. Se coloca al lado izquierdo, después de que su padrino la entregue al novio.

- Dentro de la Iglesia: los invitados se colocarán según sean familiares o amigos del novio o de la novia, en el mismo lado que estos se encuentren. Esto es: los invitados del novio se sentarán a la derecha y los de la novia a la izquierda. El orden de ubicación privilegia en los primeros lugares a los familiares directos, luego los familiares más lejanos y finalmente los amigos.

– Salida de los novios:
al finalizar la ceremonia saldrán acompañados por una música que ellos hayan escogido y en el atrio los recibirán sus familiares y amigos con la tradicional lluvia de arroz o pétalos de rosas.