Protocolo

¿Qué son los cursillos prematrimoniales?

¿Qué son los cursillos prematrimoniales?

Si te vas a casar por la iglesia, seguro que has oído hablar de los cursillos prematrimoniales, los cuales son impartidos para orientar y ayudar a las parejas que desean celebrar una boda perfecta y descubrir cuál es el verdadero sentido del matrimonio.

En cuanto al contenido de la materia sobre la que versan los cursillos prematrimoniales, cabe destacar que esta es principalmente cristiana, por lo que estos tan solo tienen cabida en las bodas religiosas, y no en los enlaces matrimoniales que se celebran por la vía civil.

¿Voluntarios u obligatorios?

¿Vas a festejar tu paso por el altar dentro de poco y has decidido celebrarlo en un templo religioso? En ese caso, es muy probable que la cuestión de si los cursillos prematrimoniales son voluntarios u obligatorios te esté rondando la cabeza. Pues bien, aunque no se puede considerar que estas clases formen parte del protocolo de las bodas religiosas debido a que siempre se han considerado voluntarias, por regla general los párrocos de las iglesias recomiendan a los novios que asistan para comprobar si están realmente preparados para darse el “sí, quiero”. ¿Acudir o no? Esa elección corre a cargo de cada uno.

¿Sobre qué tratan los cursos prematrimoniales?

Si finalmente decides asistir a los cursos prematrimoniales que se organizan unos meses antes de la boda, algunas de las materias que se tratarán en estas jornadas serán las características de la vida en pareja, la forma en que se deben tomar determinadas decisiones y el mejor modo de afrontar la paternidad y las tareas del hogar, entre otras cuestiones entre las que también se encuentra la resolución de las dudas que puedan surgir entre los futuros esposos.

¿Dónde se imparten?

Por regla general, existe bastante libertad a la hora de elegir el lugar en el que se impartirán los cursillos prematrimoniales. De hecho, conozco a muchas parejas que han decidido recibirlos en su propio hogar o en su parroquia más cercana.

¿Cuáles son los tipos de cursillos prematrimoniales?

Hoy en día, existen dos clases de cursillos prematrimoniales: presenciales y a distancia. Los primeros suelen durar un total de seis horas que pueden dividirse de lunes a viernes o condensarse en un fin de semana intensivo y son impartidos por un párroco y una pareja casada desde hace varios años. Los segundos, en cambio, consisten en leer las lecciones en solitario para, después, preguntarle las dudas al párroco, aunque este debe valorar si la pareja reúne las condiciones necesarias para no realizar los cursillos prematrimoniales en persona.